Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *
Miércoles, 03 Abril 2019 12:57

Un nuevo Bernabéu para competir contra los clubes Estado

  • "Será el mejor estadio del mundo". El presidente del Madrid pretende que la reforma del Bernabéu dispare las finanzas del club para poder competir así en el duro panorama internacional
Escrito por Radio Televisión Vida

A Florentino Pérez se le veía el martes más contento que en la presentación de la mayoría de sus últimos fichajes. Bastante más. Para el presidente del Real Madrid la reforma del Santiago Bernabéu es el proyecto cumbre de su mandato, seguramente (con 72 años) el último gran objetivo que va a afrontar. Él no confirma todavía que para entonces continúe en el cargo, pero cuesta imaginar a otro cortando la cinta en ese verano de 2023, o como mucho 2024, cuando espera esté terminada la compleja obra que dará comienzo el próximo verano. Cunde el convencimiento en el alto mando blanco de que la remodelación del estadio, más allá del poderoso cambio estético que va a suponer, es imprescindible para el desarrollo futuro del club, para su músculo financiero.

De la locura del presidente Bernabéu, que en los años 40 visualizó en los arrabales de la ciudad un campo que cambiaría la vida a la entidad, al empeño de Florentino Pérez en modernizar el mismo para convertirlo en un referente del deporte mundial.

Los ingresos que calcula generará el nuevo coliseo del campo (por encima de 150 millones de euros al año) son imprescindibles para poder garantizar la competitividad del Madrid en el agresivo entorno internacional del momento, marcado ya por los clubes estado, como el PSG (Qatar) o el Manchester City (Abu Dhabi), con presupuestos ilimitados. Para intentar comprar a Mbappé o a los futuros Mbappés se necesitará una economía boyante y para ello el estadio debe pasar a ser una fuente importante de ingresos. Nuevo Bernabéu y nueva y millonaria liga europea; sobre ambos vértices se sustentará el Real Madrid venidero, apuestan desde la dirección del club.

El objetivo es conseguir un recinto multifuncional que genere dinero tanto los días de partido como el resto del año, gracias a la oferta de ocio, comercial, turística y gastronómica que se va a encontrar en el nuevo Bernabéu, donde lo mismo será posible acudir a un concierto que organizar un acto de empresa. Donde se podrá tanto comer en una mesa con estrellas Michelín como levantar virtualmente las Copas de Europa en el remozado museo de la institución.


La actual sala de trofeos se transformará en un lugar de interacción gracias a la realidad virtual y el actual tour, que muestra a fondo las tripas del estadio, subirá de nivel en forma de visita «panorámica perimetral», según explicó ayer el propio Florentino. Habrá espacio para reuniones, mil localidades nuevas para espectadores con dispacidad y las zonas vips aumentarán su capacidad.


Todo bajo techo, a salvo de las inclemencias meteorológicas gracias a la cubierta retráctil que coronará una construcción estimada en 575 millones. Microsoft será la compañía encargada de convertir el campo en una gran plataforma tecnológica, disparando la interacción del público en sus asientos durante los encuentros. Un calendario futbolístico que, por cierto, no se alterará por las profundas obras.


Se trabajará en turnos por la noche, entre semana y, sobre todo, en los veranos, en las pretemporadas, para evitar al máximo las molestias a los abonados y aficionados, que nunca verían cerrado por obras el Bernabéu. El estudio alemán GMP Architekten, asociado a los españoles L35 Arquitectos y Ribas&Ribas, llevarán a cabo el proyecto tras firmar estadios para los Mundiales de Brasil o Suráfrica. De hecho, el Olímpico de Kiev, último escenario que ha visto ganar la Champions al Real Madrid, también forma parte de su catálogo. En las imágenes que ayer decoraban el palco de honor del Bernabéu se veía los diferentes perfiles que tendrá Chamartín cuando finalice la reforma.

 

ESPECTACULAR PIE DE ALUMINIO
Florentino, en su discurso, destacó la capa protectora del edificio y el videomarcador de 360 grados como elementos más espectaculares. El llamativo cambio de aspecto externo vendrá provocado por la piel de aluminio que forrará toda la instalación. Un rostro plateado que reflejará imágenes de los partidos, vídeos publicitarios o que se iluminará cambiando el color de la fachada, según la jornada o el patrocinador. La idea de encontrar un naming (apellido comercial) al Bernabéu sigue viva.

La cubierta hará las veces de una gran pantalla que decorará la nueva plaza de 25.000 metros cuadrados que crecerá entre el estadio y La Castellana. Estas superficies peatonales (brotará otra en la esquina entre Padre Damián y Concha Espina) junto al numeroso arbolado son las partes del plan urbanístico que más valora el ayuntamiento de Manuela Carmena. «Todo el ajardinamiento y el entorno va a ser a costa del Real Madrid y eso hay que agradecerlo», dijo la regidora que aspira a continuar cuatro años más en el Palacio de Cibeles.

«Un icono arquitectónico de la capital. Un icono vanguardista y universal, uno de los grandes proyectos de futuro para el Real Madrid», lo definieron ayer Florentino y la alcaldesa, exhibiendo la buena sintonía de ambos, viejos conocidos de la política del Foro en la época de la transición. «Queremos que sea el mejor estadio del mundo», anunció el presidente Pérez, siempre ambicioso. «Un nuevo estadio que nos permitirá seguir creciendo y que se financiará con los nuevos ingresos que va a generar su reforma. El nuevo estadio conllevará una importante mejora para el club, pero también para su entorno. Y hará que el Real Madrid pueda seguir siendo competitivo en un escenario del fútbol internacional cada vez más difícil», apuntó Florentino, después de recordar que en su mandato se han invertido 500 millones en la mejora del estadio y 231 en la Ciudad Deportiva de Valdebebas.

A pesar de los clichés ideológicos, en el club blanco aseguran que la implicación del consistorio de izquierdas con el proyecto ha sido máxima. Pero no sólo Carmena y su gente sonreían ayer en el palco. El interés de la clase política municipal se comprobó en el palco de honor, donde estaban presentes los portavoces de los grupos políticos que por unanimidad han aprobado el plan. Begoña Villacís (Ciudadanos), José Luis Martínez Almeida (PP) y Pepu Hernández (PSOE) miraban con entusiasmo el vídeo presentación del futuro Bernabéu. Hasta el popular Almeida, reconocido hincha rojiblanco, aplaudía la recreación.

Probablemente uno de ellos será el encargado de inaugurar la reforma. Ante la incertidumbre electoral, en el Madrid no saben con quien tendrán que viajar en la próxima legislatura. Algo que, como dicen desde el club, no afectará al desarrollo de un proyecto que ya superó todas las trabas legales. Ajustes que retrasaron el inicio de unas obras licitadas y a punto de ser asignadas por concurso. Fuera de él -por incompatibilidad con el código ético- queda ACS, la compañía constructora que preside Florentino Pérez.

 

 

FUENTE: elmundo.es (03-04-2019)

Deja un comentario

Make sure you enter all the required information, indicated by an asterisk (*). HTML code is not allowed.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.