Identificarse Registrar

Login

Usuario
Password *
Recordarme

Crear una cuenta

Los campos marcados con un asterisco (*) son obligatorios.
Nombre
Usuario
Password *
Verificar password *
Email *
Verificar email *

Devocionales

¿Alguna vez dijiste: Por qué no hice esto o tal cosa,  nada de esto hubiera sucedido si yo hubiera actuado a tiempo?
“Y se agolpó el pueblo contra ellos; y los magistrados, rasgándoles las ropas, ordenaron azotarles con varas. Después de haberles azotado mucho, los echaron en la cárcel, mandando al carcelero que los guardase con seguridad. El cual, recibido este mandato, los metió en el calabozo de más adentro, y les aseguró los pies en el cepo.” Hechos 16:22-24.
Se suele creer que como cristianos no deberíamos atravesar circunstancias adversas, pruebas e incluso enfermedades. Es cierto que Cristo cargó con nuestras dolencias, enfermedades y pecados al morir en la cruz; no obstante, no debemos olvidar que recorrer el camino de la fe, implica esfuerzo y crecimiento constante, y que muchas veces tendremos que pasar por situaciones difíciles, mismas que el Señor utilizará a nuestro favor.
Spurgeon cuenta que algunos cristianos habían estado instruyendo con gran trabajo a un muchacho con problemas en el aprendizaje.
“Pero también sé ahora que todo lo que pidas a Dios, Dios te lo dará”.
Juan 11:22 (RVR 1995)
“Ustedes no me eligieron a mí, yo los elegí a ustedes. Les encargué que vayan y produzcan frutos duraderos, así el Padre les dará todo lo que pidan en mi nombre.” Juan 15:16 (NTV)
Muchas veces descuidamos a las personas que amamos porque tenemos una idea equivocada y creemos que ellos siempre estarán presentes en nuestra vida. Este es un pensamiento ficticio que un día lamentaremos si no abrimos los ojos.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso.